Panameño Saladino abanderado para Beijing

PANAMA (AP). Irving Saladino recibió el viernes la bandera nacional, aunque no sabe si podrá portarla durante la inauguración de los Juegos Olí­mpicos de Beijing, donde encabezará la delegación panameña y buscará regalarle a su paí­s un oro histórico en el salto largo.

El "Canguro" panameño tomó la bandera que le entregó el presidente Martí­n Torrijos, en un acto en el que también estuvo presente la esgrimista Jesika Jiménez, quien se clasificó a los juegos que tendrán lugar en agosto.

"Nos sentimos honrados por su esfuerzo y desempeño y todas las esperanzas del pueblo panameño están puestas en ustedes", le dijo Torrijos a los deportistas.

El atleta le dio a Panamá el primer oro en un mundial de atletismo al imponerse en la final de Osaka, Japón, el 30 de agosto del 2007, y ahora sueña con regalarle la primera presea dorada olí­mpica al paí­s.

En Osaka, el panameño saltó 8,57 metros en su último intento para superar al italiano Andrew Howe, quien poco antes lo habí­a desbancado de la punta al conseguir una marca de 8,47. A partir de entonces, el atleta tuvo una seguidilla de triunfos, la cual se vio truncada hace unas semanas al perder en una competencia en Berlí­n.

Saladino se resintió en una pierna en esa justa y su cuerpo técnico le recomendó tomarse un descanso, por lo que decidió retornar a su natal Panamá por unos dí­as, antes de viajar a Brasil para seguir su preparación.

El campeón ha dicho que probablemente no va a poder llevar la bandera en la inauguración de las olimpiadas, ya que para esa fecha estará concentrado en su preparación en un campamento.

De todas formas, Torrijos le entregó la bandera y lo elogió por darle tanta alegrí­a a Panamá con sus saltos espectaculares.